La llama sería clave para encontrar la cura del coronavirus, según estudios científicos

Una aliada inesperada aparece para dar un brote de esperanza en medio de la pandemia. La llama podría dar un gran aporte para la cura del coronavirus (COVID-19) que viene causando innumerables pérdidas humanas en el mundo.
on-un camelido peruano

La eficacia de los anticuerpos de los camélidos ya se ha comprobado en virus como el Síndrome Respiratorio del Medio Oriente (MERS) y el Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS).

Años atrás, científicos del Instituto Scripps, en California, utilizaron la sangre de estos las llamas para producir una terapia con anticuerpos y concluyeron que “tiene el potencial de combatir todos los tipos de gripe, incluso las pandemias”.

Los resultados del estudio fueron publicados en la revista Science, en el informe indicaron que los camélidos cuentan con anticuerpos extremadamente pequeños en comparación con los de un humano.

Los anticuerpos de un humano atacan directamente las puntas de las proteínas de la gripe (hemaglutinina y neuraminidasa); sin embargo la gripe las renueva constantemente. A diferencia de las defensas de la llama, que pueden arremeter profundamente (por su tamaño) hasta partes que para la gripe es imposible cambiar.

“Es muy efectivo, había 60 tipos de virus diferentes que fueron usados en el reto y solo uno no fue neutralizado y ese es un virus que no afecta a los humanos”. “El objetivo aquí es proveer algo que funcione de estación a estación y que también te proteja de las posibles pandemias, si aparecen”, indicó Ian Wilson, uno de los investigadores durante una entrevista con la BBC.

ESTUDIOS ACTUALES
Investigadores belgas del Instituto Vlaams de Biotecnología de Gante, en Bélgica, vienen realizando nuevos ensayos con las moléculas de la sangre de estos animales que habitan en países como Perú, Bolivia, Chile, Ecuador, Argentina y Colombia.

Tras el avance del estudio los especialistas han afirmado que “pueden servir como terapias útiles durante los brotes de coronavirus” y agregaron que “la viabilidad de usar anticuerpos de llama merece más investigación”.

La eficacia de los anticuerpos ya se ha comprobado en virus como el Síndrome Respiratorio del Medio Oriente (MERS) y el Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS).